Mascotas

Mascotas para montaCriadores

Centro de conocimiento

Ayuda

Portal de soporte y seguridad
Mascotas en ventaTodas las Mascotas en venta
Artículos y consejos para mascotasTodos los artículosPor mascotaGatosPerros
MundoanimaliaMundoanimalia

Somalí

Esperanza de vida12 - 14 años
PesoMacho:3 - 5 kgHembra: 3 - 5 kg
Pedigrí
Características
Tamaño
Ejercicios necesarios
Cantidad de desprendimiento
Necesidades de aseo
Bueno con los niños
Salud de la Raza
Costo de manutención
Inteligencia
Tolera estar solo
¿Estás buscando comprar esta raza?¡Ve los anuncios actuales o comparte este artículo con tus amigos!

Introducción de la Somalí

Se dice del Somalí que es el pariente de pelo largo de una de las razas más populares, el Abisinio. Estas dos razas están emparentadas desde sus inicios, en muchas camadas de Abisinios se daba, para malestar de los criadores, algún ejemplar de pelo semilargo  al que  se apartaba de la cría y se cedía sin pedigrí.  Afortunadamente hoy en día, hay que considerar al Abisinio como raza independiente ya que posee un genotipo y un carácter propio y genuino.

Origen

El origen de la raza lo encontramos en los años 50 en Canadá, Estados Unidos, Australia y Nueva Zelanda. En todos estos países hacía años que se trabajaba con Abisinios siendo muy posible que se utilizasen cruces con gatos Siameses y Persas para depurar la raza. Esa misma hibridación de varias razas, provocaría que en algunas camadas de Abisinios apareciesen, cada vez con más frecuencia,  gatitos de pelo largo. Ya en los años 60, a un criador canadiense se le ocurrió separar a estos gatos de pelo largo y empezar a trabajar con ellos para su reconocimiento como raza propia. Y el reconocimiento oficial llegó en 1979 por la Cat Fancier Association (CFA) y en 1982 por la Fédération Internationale Féline (FIFe).

Comportamiento

El Somalí posee un temperamento extrovertido y juguetón. Necesitará juguetes o un árbol para gatos donde poder ejercitarse. Se adapta bien a espacios interiores, no es muy amante del frio, aunque debido a su instinto cazador, puede necesitar alguna escapada al exterior. Es muy inteligente, comprenderá y aceptará fácilmente sencillas órdenes que le indiquen lo que está permitido o no.

Aspecto

Se trata de un gato mediano, corpulento y majestuoso con la espalda ligeramente arqueada. La cabeza es triangular aunque de formas redondeadas. Las orejas son grandes y separadas, se pueden presentar pinceles de lince en algunos ejemplares. Los ojos almendrados y expresivos de color ámbar o verde bordeados por una línea (eye liner) del color del ticking. La cola es larga, de base ancha y muy tupida, muy similar a la de un zorro. El pelaje es semilargo, denso y suave; corto en la cabeza y la parte delantera de las patas, semilargo en la espalda, vientre y pecho y largo en la gorguera, calzones y cola. El color del manto será ticking en las variedades; salvaje, azul, sorrel, fawn y silver.

Cuidados específicos

El Somalí no necesita unos cuidados específicos, por su pelaje semilargo habrá que cepillarlo con regularidad para evitar que el pelo se le enrede y anude.

Salud

Hasta el momento no se le atribuyen al Somalí afecciones características, la selección natural ha convertido a esta raza en una de las más sanas y robustas.

Apariencia de la Somalí

Cabeza

Con forma de cuña y de proporciones medianas. Ancha en la parte superior. Los contornos son suaves y graciosos. La nariz debe ser de largo mediano. Vista de perfil la cabeza presenta una curva suave: no debe tener stop ni ser recta. El mentón debe ser firme y bien desarrollado. El hocico no debe ser afilado. Se desea un ligero angostamiento formando el hocico pero sin llegar a ser pinch, lo cual es considerado una falta.

Orejas

Relativamente grandes y anchas en la base. Puntas ligeramente redondeadas. Son deseables las típicas “impresiones de pulgar” y tufos en las puntas. Deben estar separadas y alertas.

Ojos

Grandes, de forma almendrada y ubicados bien separados. Brillantes y expresivos. De color ámbar, verdes o amarillos. De un color puro, limpio e intenso. Delineado de acuerdo al color del ticking.

Cuello

Gracioso y elegante.

Cuerpo/estructura

De construcción mediana, de largo mediano, firme y elástico. Al sujetarlo se le notará la tonicidad muscular.

Patas

Fibrosas, finas y largas, en proporción con el cuerpo. Manos y pies pequeños y ovales.

Cola

Algo larga, afinándose suavemente hacia la punta. Ancha en la base.
La cola debe estar bien poblada.

Manto

Estructura

Extremadamente fino, muy denso. A mayor densidad mejor manto. De una textura muy suave al tacto. De largo mediano, excepto en los hombros donde puede ser algo más corto, se preferirán aquellos gatos que tengan “collar” y “calzones” bien desarrollados.

Color

El desarrollo del ticking es lento. El manto se desarrollará en forma completa aproximadamente a los dos años de edad. Debido a esto, se tendrá consideración con cachorros y adultos jóvenes. Se preferirán 2 o 3 bandas de color en cada pelo, con la punta oscura.

Nota: sólo se tolerará blanco en el mentón y zona de los orificios nasales.

Faltas

•    Demasiado stop, demasiadas marcas en la cara.
•    Orejas pequeñas o en punta.
•    Ojos redondos. Falta de delineado alrededor de los ojos. Color de ojos no claro.
•    Aspecto cobby.
•    Anillos en la cola.
•    Manto frío o color arena. Sombras fantasmales u otras marcas “tabby” en cuerpo y patas.

Faltas que niegan certificado

•    Cabeza de tipo asiamesado o redonda.
•    Barras en las cuatro patas.
•    Cola en forma de látigo.
•    Manto gris o tono de base muy claro o muy oscuro. Muy poco “ticking” o falta de éste donde sea deseado. Collares enteros. Marcas en el estómago y el pecho. Camafeo blanco. Blanco extendido al pecho.

Colores Reconocidos

Ruddy/Blue/Sorrel/Beige-fawn  -  SOM n/a/o/p
Ruddy/Blue/Sorrel/Beige-fawn silver  -  SOM n/a/o/p s

Nota: El color de base no debería tener parches o tonos en marrón o amarillo.

Consejos de compra

Buscar un cachorro por Internet conlleva riesgos. Para tener clara la profesionalidad del criadero con quien contactéis, os recomendamos que...

  • Os aseguréis de que responde vuestras dudas, que se descubre conocedor de la raza (que asiste a exposiciones caninas), y que se ofrece a realizar un seguimiento del cachorro después de la venta. ¿Se implica, o se limita a fijar un precio?
  • Veáis si está recomendado por otros criadores, o si tiene referencias de clientes satisfechos.
  • Os aseguréis de que tiene afijo, que sus perros están inscritos en el LOE y tienen pedigree en regla. Tened en cuenta que tramitar el pedigree de un cachorro no es nada caro, desconfiad de frases tipo "si te lo doy con pedigree te va a salir mucho más caro". Más información sobre los precios de un cachorro
  • Os dé garantías en relación a problemas de salud, físicos, hereditarios... ¿Entrega el cachorro con cartilla veterinaria, chip, vacunas, desparasitaciones y revisiones veterinarias al día?
  • Le pidáis que os muestre sus instalaciones y os deje ver a los ejemplares ¿Están éstos libres de enfermedades?
  • Y por último, recordad que los cachorros necesitan un mínimo de dos meses junto a su madre antes de ser entregados. Desconfiad de quien quiera acelerar el proceso.

Además, siempre hay que tener muy en cuenta los cuidados que requiere vuestra futura mascota. Tomad nota:

En el caso de los Somalí, su mantenimiento estético no es exigente comparado con otras razas, sin embargo no hay que descuidarlo:

  • Cepillado semanal.
  • Se debe bañar cuando sea necesario.
  • No requiere corte.
  • Hay que cuidar sus ojos, orejas y dientes.
  • Se debe acudir al veterinario con la frecuencia que se requiera, y tener siempre al día sus vacunas. 

De igual forma no hay que olvidar las posibles patologías de la raza:

 

  • No se conocen enfermedades específicas de la raza