Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para asegurarte una mejor experiencia. Al usar nuestro servicio, aceptas el uso de las mismas. Pulsa para ver más información sobre las cookies.

Close¿Tienes mascotas?

¡Comparte sus fotos!

Regístrate ya

0 productos

Comprar

Regístrate gratis Accede a tu cuenta

Quiero un Coton de Tuléar, qué necesito saber

PARA EMPEZAR...

  • Altura a la cruz: entre 26 y 28 cm en los machos y entre 23 y 25 cm en las hembras
  • Peso: 4 kg los machos y 3,5 kg las hembras
  • Capa: blanca
  • Aptitudes: perro de compañía

El Cotón de Tuléar fue una de las razas favoritas de la nobleza francesa del siglo XVII aunque no fue reconocida por la FCI hasta 1970. El nombre de la raza viene por el parecido que tiene su pelaje a una bola de algodón (en francés coton significa algodón). El término Tuléar se le asignó por su procedencia, ya que la raza procede de la ciudad de Tuléar (hoy Toliara).

Origen

El Coton de Tuléar es originario de la ciudad costera de Toliara (Tuléar), al sudoeste de Madagascar. Sus ancestros, los Bichones ratoneros, llegaron a la isla junto con las tropas francesas. Estos perros, hoy ya extintos, se cruzaron con Bichones Malteses y la nueza raza que nació tomó el nombre de la ciudad malgache. El Coton se usó en su tierra natal como guardián de rebaños y no llegó a Europa, donde es un preciado perro de compañía, hasta los años setenta. Fueron los franceses los que se encargaron de adecuar la raza a su gusto, siendo ellos los responsables del actual estándar.

Comportamiento

El Coton de Tuléar es intrépido, alegre, travieso, revoltoso y cariñoso. Le encanta jugar con sus dueños e hijos, siempre y cuando no lo traten como un juguete. Es bastante ladrador, sobre todo cuando los dueños no le prestan atención o lo dejan solo. Es muy inteligente.

Aspecto

El cuerpo del Coton de Tuléar es pequeño, más largo que alto y está cubierto por una fina capa de pelo algodonoso. Sus extremidades son musculosas y sus pies redondos y pequeños. Tiene unas orejas caídas insertadas altas sobre la cabeza y unos ojos redondos, oscuros y separados. La cola, de implantación baja, es gruesa en el nacimiento y más fina en la punta.

Cuidados específicos Coton de Tuléar

A pesar de su reducido tamaño, el Coton de Tuléar es robusto y fuerte, puede vivir perfectamente al aire libre. Es un perro muy activo, lo ideal sería que disfrutase de un jardín en el que pudiese gastar todo el exceso de energía. Si ha de vivir en un piso es necesario que el dueño le proporcione largos paseos y sesiones de juego.
Este perro necesita una seria y firme educación si ha de vivir dentro de casa, el dueño debe poder calmarlo cuando haga falta e incitarle al ejercicio cuando sea oportuno.
El pelaje del Tuléar se cuida con facilidad; desenredarlo, cepillarlo y peinarlo una vez al día basta para mantenerlo sano y brillante. Si el perro vive en el jardín, es recomendable lavarlo a menudo, unas dos veces al mes.

Salud

El Coton de Tuléar es un perro robusto del que se conocen casos de prognatismo inferior, displasia de codo, patela y problemas oculares.

Consejos para comprar un Coton de Tuléar

Buscar un cachorro por Internet conlleva riesgos. Para tener clara la profesionalidad del criadero con quien contactéis, os recomendamos que...

  • Os aseguréis de que responde vuestras dudas, que se descubre conocedor de la raza (que asiste a exposiciones caninas), y que se ofrece a realizar un seguimiento del cachorro después de la venta. ¿Se implica, o se limita a fijar un precio?
  • Veáis si está recomendado por otros criadores, o si tiene referencias de clientes satisfechos.
  • Os aseguréis de que tiene afijo, que sus perros están inscritos en el LOE y tienen pedigree en regla. Tened en cuenta que tramitar el pedigree de un cachorro no es nada caro, desconfiad de frases tipo "si te lo doy con pedigree te va a salir mucho más caro". Más información sobre los precios de un cachorro
  • Os dé garantías en relación a problemas de salud, físicos, hereditarios... ¿Entrega el cachorro con cartilla veterinaria, chip, vacunas, desparasitaciones y revisiones veterinarias al día?
  • Le pidáis que os muestre sus instalaciones y os deje ver a los ejemplares ¿Están éstos libres de enfermedades?
  • Y por último, recordad que los cachorros necesitan un mínimo de dos meses junto a su madre antes de ser entregados. Desconfiad de quien quiera acelerar el proceso.
Además, siempre hay que tener muy en cuenta los cuidados que requiere vuestra futura mascota. Tomad nota:
En el caso de los Coton de Tuléar su mantenimiento estético es exigente comparado con otras razas, por lo que no hay que descuidarlo.
  • Cepillado diario o dos o tres veces por semana.
  • Se debe bañar cada seis u ocho semanas, y hay que cuidarle las uñas.
  • No requiere corte.
  • Hay que cuidar sus ojos, orejas y dientes.
  • Se debe acudir al veterinario con la frecuencia que se requiera, y tener siempre al día sus vacunas. 
Por otro lado, la raza Coton de Tuléar requiere de mucho ejercicio. Por lo que no hay que descuidar sus paseos diarios y jugar con ellos. Son perros que se adaptan vien a la vida en un departamento, por lo que prefieren vivir dentro de casa que en el jardín. 
De igual forma no hay que olvidar las posibles patologías de la raza:
  • No se conoces enfermedades específicas de la raza

Quiero comprar un Coton de Tuléar


¿Tienes dudas? Esto es lo que dicen nuestros usuarios

  • mis dos amores mis coton de tulear son divinos

    Mensaje: 02/03/15 a las 06:00h realizado por: malgache

    Hola le saludo y quisiera hcerlos participe de mi felicidad después de sufrir una perdida irreparable .esta es mi historia de vida. En el mes de septiembre pasado se fue mi vida se que va soñar...

    1 respuestas

    • 02/03/15 a las 06:00h realizado por: malgache

      Hola le saludo y quisiera hcerlos participe de mi felicidad después de sufrir una perdida irreparable .esta es mi historia de vida. En el mes de septiembre pasado se fue mi vida se que va soñar raro pero es mi realidad perdí a mi perrita mi compañera de vida fue debastador verla partir hice todo lo posible y imposible para salvarla pero el destino no lo quiso así después de una enfermedad corta pero mortal se fue y ahí quede yo desolada sin entender porque fueron días de total oscuridad de mucho dolor aún hoy día pero ella se encargó de enviarme a dos seres maravillosos mis dos amores mis coton de tulear son divinos me salvaron volví a creer en la vida cuando todo era negro vi la luz sin ellos no tendría sentido mi vida son ANGELES DE CUATRO PATAS NO LO OLVIDES NUNCA SON SANADORES....


¿No sabes qué nombre ponerle a tu Coton de Tuléar?