Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para asegurarte una mejor experiencia. Al usar nuestro servicio, aceptas el uso de las mismas. Pulsa para ver más información sobre las cookies.

Close¿Tienes mascotas?

¡Comparte sus fotos!

Regístrate ya

0 productos

Comprar

Regístrate gratis Accede a tu cuenta

Inicio » Gatos »

Razas de Gatos

»

Gatos de pelo corto

»

Siamés

»

Características del Siamés

Características del Siamés



  • Tipo: elegante
  • Cabeza: de tamaño medio, triangular, bien proporcionada, cráneo de perfil ligeramente convexo, hocico fino, nariz larga y recta sin depresión nasofrontal; orejas grandes, puntiagudas y separadas
  • Ojos: medianos, almendrados, ligeramente oblicuos; de un color azul luminoso y profundo
  • Cuerpo: mediano, alargado, esbelto, elegante, osamente fina y musculatura firme
  • Cola: larga, estrecha en la base, se afina hacia la punta
  • Pelaje: corto, fino, sedoso, liso, apretado, pelusa prácticamente inexistente
  • Colores: capa pigmentada en las partes distales del cuerpo (points): cara, orejas, patas y cola, el resto del cuerpo es más claro. Variantes: blanco; solid points o tabby points en colores seal, azul, chocolate, lila, rojo, crema, canela, fawn y variantes tortuga

SiamésLa siguiente descripción del Siamés  no es la específica de ninguna sociedad felina concreta. Se trata de una guía general que se basa en la revisión de un cierto número de estándares vigentes y que satisfará las necesidades de la mayoría de los propietarios. El aspirante a criador o a exhibidor debería hacerse con el estándar específico de la sociedad felina  en la que inscriba a su Siamés.

Debe decirse que los Siameses de tipo tradicional y clásico llamados Thai disponen de un estándar propio, para separarlo del Siamés de exposición. En la Exposición Mundial de Barcelona 2000, organizada por ASFEC y ASFEGA participaron cuatro ejemplares de este tipo, reconocidos ya como raza Thai, optando alguno de ellos al Campeonato del mundo de la WCF (World Cat Federation). Cualquier ejemplar perteneciente a estos tipos que participara en una exposición sería valorado según el estándar vigente de cualquier sociedad felina concreta.

Descripción del gato Siamés

Aspecto general. El Siamés es un gato con un cuerpo alargado y unas líneas esbeltas, y con unas patas largas y delgadas. Su capa es corta. La cabeza se compone de líneas rectas, mientras que las orejas son más grandes que en el caso de muchas razas felinas. La cola es larga y fina. Los ojos tienen una forma oriental y deben ser de color azul.

Cabeza. Larga y en forma de cuña. Es portada sobre un cuello largo y elegante. Las líneas de la cara, desde la nariz hasta la base de las orejas, deberían ser rectas y no verse interrumpidas en la zona de los bigotes. Al observarlo de perfil, el cráneo será plano. La nariz es recta y sin desviaciones desde la frente hasta la punta de la misma.

Orejas. Muy grandes y en punta. Deberían ser anchas en la base y deben suponer una continuación de las líneas de la cuña facial.

Ojos. Típicamente orientales, lo que significa que son almendrados y que están inclinados en dirección hacia la nariz,  en armonía con las líneas de la cuña facial. No deberían estar ni hundidos ni ser saltones. El tercer párpado o membrana nictitante no debería exte derse más allá de ángulo ocular. Deberían ser de un claro color azul brillante o azul intenso.

Mandíbula. La punta de la mandíbula y la nariz deberían estar en línea, con lo que ninguna de ellas debería sobresalir sobre la otra. El cierre debería ser nivelado, lo que significa que los incisivos del maxilar superior y el inferior deben, simplemente, tocarse. No debe tener un cierre avanzado ni retrasado. Esto significa que ninguno de los maxilares debería sobresalir respecto al otro.

Cuerpo y extremidades. De tamaño mediano, largo y esbelto, aunque con una musculatura adecuada. Las caderas no deberían ser más anchas que los hombros. Las extremidades son largas y las posteriores son ligeramente más largas que las anteriores. Las almohadillas de los pies son pequeñas y ovaladas, mostrando su equilibrio con las extremidades. Tienen cinco dedos en los pies delanteros  y cuatro en los traseros.

Cola. Larga, se estrecha hasta acabar en punta y no da muestras de estar torcida, lo que supondría una falta grave.

Capa. Lustrosa y pegada al cuerpo. Los pelos son muy cortos y de textura fina.

Tipo tradicional

SiamésLa esencia del Siamés tradicional o Thai es que nada en él es excesivamente exagerado. La cabeza es bellamente redondeada, y de aquí el otro apelativo que recibe este tipo: de cabeza en forma de manzana. Las orejas tienen un tamaño moderado, aunque siguen estando abiertas en su base. Están insertadas formando un cierto ángulo con la cara, pero son más verticales que en el caso del tipo moderno. Las puntas de las orejas están agradablemente redondeadas. Los pómulos están llenos y la barbilla es un tanto roma.

Existe una ligera desviación (indentación) en el punto en el que la frente contacta con la nariz. Los ojos son menos orientales que en el tipo moderno. La mitad superior del reborde ocular tiene una forma almendrada, y la mitad inferior es ligeramente redondeada. El cuello es más corto y tiene más sustancia que el del tipo moderno. Del mismo modo, el cuerpo tiene mucha más sustancia y es más musculoso. Las extremidade tienen una longitud media y un aspecto un tanto más corto que en el caso del tipo moderno. Esto se debe a que el tipo tradicional tiene un tórax más profundo y unos hombros con más sustancia que el tipo moderno.

La capa del tipo tradicional es mucho más densa y áspera que la del tipo moderno. Tiene una subcapa densa y lanosa sobre la que se encuentran unos pelos de guarda más ásperos y se combinan para dar lugar a un excelente pelaje resistente a las condiciones climáticas. El tipo tradicional es el del Siamés original. Fue el tipo preferido hasta mediados de la década de 1940, cuando comenzó a perder protagonismo en favor del tipo moderno.

Tipo clásico

Este tipo recibe este nombre debido a que fue el dominante en el periodo en el que el Siamés se ganó su mayor seguimiento. Comenzó a aparecer a mediados de la década de 1940. Había desaparecido, en gran medida, de las exposiciones de belleza hacia mediados de la década de 1970. Es una versión más aerodinámica del tipo tradicional. La cabeza tiene forma de cuña  pero no excesivamente. Las orejas tienen un tamaño mayor que en el caso del tipo tradicional, pero son más pequeñas que en el tipo moderno. El cuerpo tiene menos sustancia que en el tipo tradicional, pero aún así tiene bastantes carnes y musculatura. Es, en todos los aspectos, una versión menos extremada del Siamés, aunque es claramente más oriental que el tipo tradicional.

Independientemente de su tipo, todos los Siameses emanan ese algo especial en su carácter que siempre les ha diferenciado del resto de los felinos domésticos. Cada persona tiene su propia opinión sobre lo que considera hermoso. En el caso del Siamés, los propietarios son muy afortunados. Pueden escoger entre tres tipos muy distintos entre sí, cada uno de ellos con su encanto especial.

Patrón de coloración

SiamésEs el singular patrón de coloración del Siamés el que hizo que esta raza sobresaliese respecto al resto. Fue la base del Siamés. Actualmente, este patrón puede verse en muchas otras razas (recibe recibe el nombre de Colourpoint o Himalay  en el caso del Persa) habiéndoles sido transmitida mediante hibridación con el Siamés. Esto significa que el encanto del Siamés se basa actualmente tanto en su forma corporal como en su temperamento encantadoramente travieso y en su patrón de coloración. No obstante, dicho patrón sigue siendo su principal rasgo.

La máscara, las orejas, los pies y la cola son de un determinado color, y el resto del cuerpo tiene un tono más claro de este mismo color. El color debería ser lo más denso posible. Debería haber un claro contraste entre el color de los extremos corporales y los del cuerpo. La máscara debería ser completa, lo que significa que debe ser lo más homogénea posible sobre toda la cara. Debería conectar con las orejas mediante trazos de color finos y a juego que pueden no ser evidentes en los gatitos.

Para aclararlo todo, debería decirse que la referencia a una máscara completa no significa que toda la cabeza tenga que ser de color oscuro. De hecho, una cabeza completamente coloreada supone una falta. Esto significa, obviamente, que no existiría un contraste entre el color de la cara y el del pelaje que la separa de las orejas.

Colores del gato Siamés

Actualmente existen 34 variedades de color en el Siamés aceptadas en Gran Bretaña por el Governing Council of the Cat Fancy (GCCF). Podemos dividirlas en dos tipos: unicolores, lo que quiere decir que los points (extremos corporales) son del mismo color en toda su superficie, y aquellos que implican un patrón de colores. De las 34 variedades de color, sólo 4 son propias del Siamés, habiendo sido introducido el resto mediante cruces con otras razas.

Existen otras muchas variedades de colourpoint teóricamente posibles. En Australia, el número total de variedades supera actualmente las 50. En breve, estos nuevos colores/patrones serán probablemente reconocidos en Gran Bretaña, donde algunos se encuentran en fase experimental.

En condiciones ideales, el color del cuerpo debería ser homogéneo, pero esto rara vez suele suceder y están invariablemente presentes tonos más oscuros. Esto debería restringirse al dorso y a los lados del cuerpo, y nunca deberían aparecer en el antepecho, el tórax o en la parte inferior del cuerpo. En las variedades con patrones de coloración, los tonos serán los propios de cada variedad.

En todas las variedades de color lo que exponemos a continuación supone una falta: manchas blancas, color incorrecto en la piel de la truza y en las almohadillas plantares, y falta de contraste entre los points y el color corporal. Además, cada variedad tiene sus propias faltas específicas. Éstas se encuentran más allá del alcance de este libro para ser detalladas. Se recomienda a los lectores interesados que consulten el estándar de la raza correspondiente.

Finalmente, se puede decir que los muchos criadores del tipo tradicional aceptan sólo como propios del Siamés los cuatro colores originales: seal (castaño), azul, chocolate y lilac (gris rosado). No obstante, nada es inmutable. Sin duda, se aceptarán más colores/patrones en los próximos años.

Colores sólidos

SiamésSeal Point. Es el color original y el que sigue estando más asociado a esta raza. Genéticamente es negro. No obstante, el gen responsable conocido como Siamés degrada el negro a un marrón muy oscuro. El cuerpo es de color crema. Las tonalidades, si están presentes, deberían ser leonado claro. La piel de la nariz y las almohadillas de los pies deberían estar en consonancia con los points.

Blue Point (azul). Aunque este color existía desde los primeros tiempos de la afición por los gatos, fue considerado durante muchos años como un Seal Point de calidad inferior. Fue oficialmente aceptado en Gran Bretaña alrededor de 1939, y en EE.UU. fue reconocido en 1934.

Aunque se llamaba azul claro en Gran Bretaña y azul oscuro en EE.UU., esto no son más que exageraciones. Dista mucho de poder compararse con el azul del Korat o del azul Ruso, que se define mejor como un azul-gris o pizarra. La mejor forma de describir este color es decir que se trata de un castaño foca diluido de forma variable con tonos grises en algunos ejemplares. Está causado por la presencia de un par de genes de dilución recesivos. El color del cuerpo debería ser el blanco glacial, que variará hacia una tonalidad «azul» en el dorso. La piel de la nariz y las almohadillas plantares deberán tener el mismo color que los points.

Chocolate Point. Al igual que el azul, ese color también estaba presente en los primeros tiempos de la afición por los gatos. También fue considerado como un Seal Point de calidad inferior y fue inscrito en el libro de orígenes genealógico como Seal Point. Acabó obteniendo el reconocimiento en Gran Bretaña en 1950, y en EE.UU. en 1946. Al contrario que el azul, no se trata de un color diluido. Se creó mediante una mutación que se conoce con el nombre del locus del gen negro.

La mutación reduce la cantidad de melanina en la capa, con lo que el color en los points pasa a ser un chocolate con leche. El cuerpo es de color marfil, y en un buen ejemplar no habrá tonalidades o sombreados, o éstos serán mínimos. La piel de la nariz y las almohadillas plantares se describen de varias formas: como de color chocolate, chocolate rosado o canela-rosa. Uno de los problemas de este color es que las versiones más oscuras podrían confundirse con un Seal Point pálido.

Lilac Point (gris rosado). Éste es un color chocolate que es portador de genes de dilución que reducen la cantidad de melanina marrón (feomelanina) en las células capilares. Este color apareció por vez primera en la década de 1950 y obtuvo su reconocimiento en Gran Bretaña durante la década posterior. En EE.UU. fue reconocido oficialmente en 1955.

Su origen es oscuro, ya que algunos dicen que derivó de la propia raza siamesa a partir de cruces entre las variedades chocolate y azul. Otros dicen que los genes de dilución necesarios fueron introducidos a partir del azul Ruso. En condiciones ideales debería ser de un color gris rosado. En EE.UU. recibe a veces el nombre de Frost Point. El color del cuerpo es magnolia. La piel de la nariz y las almohadillas plantares son de color gris rosado.

Sorrel Point (canela). Hasta donde se sabe, este color se remonta a un cruce entre un Siamés y un Abisinio sorrel durante la década de 1960. De esta camada surgió una gatita que fue inscrita en el libro de orígenes genealógico con el nombre de Havana. Creció para convertirse en un ejemplar de un hermoso color rojo pálido que recibe genéticamente el nombre de canela. El gen que crea este color es el mismo (uno recesivo simple) que da lugar al Chocolate Point. La diferencia en el color se debe a los modificadores genéticos rojizos heredados del Abisinio.

Este color consiguió el reconocimiento oficial en 1993. Los points son de un color marrón canela cálido. Las patas pueden mostrar un color algo más claro. El cuerpo debería ser de color marfil, mientras que la piel de la nariz y las almohadillas plantares son canela.

SiamésCaramel Point (caramelo). Consiguió el reconocimiento oficial en 1993 y está provocado por un gen que modifica los points azul, gris rosado o leonado. Afecta a cada uno de estos colores porque modifica la acción del gen de dilución para dar lugar a un efecto similar en cada uno de estos colores. Los points son de color gris amarronado, aunque las patas pueden mostrar un tono algo más claro. El cuerpo es de un color blanco marfileño (magnolia). La piel de la nariz y las almohadillas plantares son de color gris rosado.

Fawn Point (leonado). Este color es otro de los que fue aceptado en 1993. Está provocado por el gen de dilución que ejerce su efecto sobre el canela. Los points son de color champiñón rosado pálido aunque, una vez más, las patas pueden tener un tono algo más claro. El cuerpo es de color blanco marfileño (magnolia). La piel de la nariz y las almohadillas plantares son de color leonado rosado.

Red Point (rojo). Existen varias opiniones respecto al tiempo que hace que este color apareció en la raza. Algunos informes dicen que se remonta a 1934, pero aquellos que están documentados de forma más fiable remontan su origen a 1948. Fue visto en un macho (Somerville Scarlet Pimpernel), que era hijo de un Siamés Seal Point cruzado con un medio Siamés tortoiseshell (carey o concha de tortuga) doméstico.

El Red Point se desarrolló a partir de esta base. Después de mucho trabajo duro y de su rechazo inicial por parte del GCCF para aceptar este color, acabó siendo reconocido en 1966.

Los points de esta variedad deberían ser de un color rojo-dorado intenso. Las patas pueden ser de un color más pálido, aunque la zona que se encuentra por debajo de los corvejones de las extremidades posteriores debería ser del mismo color que los points. Es aceptable el barrado en la máscara, las patas y la cola. También pueden ser evidentes pequeños puntos o pecas en la nariz, las almohadillas de los pies, los labios, los párpados y las orejas. El cuerpo es de un color blanco cálido. Puede haber tonos heterogéneos en el cuerpo. La piel de la nariz, los bordes de los ojos y las almohadillas plantares son rosados.

Cream Point (crema). Se trata de otro color que obtuvo el reconocimiento de la GCCF en 1966. Está creado por el gen de dilución, que actúa sobre el color rojo. Los points son de un color crema de tonos fríos, aunque normalmente las patas serán de un color más pálido que el resto de points. Los comentarios efectuados en el caso del Red Point respecto al barrado, las pecas y el color de las patas traseras también se aplican al Cream Point. El color del cuerpo es el blanco cremoso. La piel de la nariz, los bordes de los ojos y las almohadillas plantares son rosados. 

Apricot Point (albaricoque). Se trata de la última adición a la gama de colores. Se le garantizó un reconocimiento preliminar en una fecha tan reciente como 1998. Se crea mediante la acción de un gen de dilución modificado sobre el color crema. Los points son de color crema cálido con un brillo metálico. El cuerpo es de color crema-blanco cálido. La piel de la nariz, los bordes de los ojos y las almohadillas plantares son rosadas. Los comentarios efectuados en el caso del Red Point respecto a las pecas, al barrado y al color de las patas traseras también aplica al Apricot Point.

Multicolores

SiamésTabby Point. Este patrón de coloración está descrito desde principios del siglo XX. No fue presentado en las exposiciones hasta 1961. Obtuvo su reconocimiento en 1966. Durante los primeros años fue conocido con el nombre de Lynx Point, y conserva este nombre en la mayoría de los libros de orígenes genealógicos estadounidenses. Es aceptable cualquiera de las tres formas de tabby, que son la abisinia o ticked (moteada), la clásica o blatched (manchada) y la mackerel (atigrada, que es la más frecuente). Además, puede ser de la variedad punteada o spotted, que es considerada como una variedad de la mackerel en la que las franjas son discontinuas para así dar lugar a puntos y manchas.

Todos los points deberán mostrar manchas tabby obvias que deben ser del mismo color. No obstante, es aceptable un tono un poco más claro en las piernas. Los principales points del tabby son los siguientes: una «M» claramente definida en la frente, franjas en los pómulos, zona de los bigotes con un moteado oscuro y franjas alrededor de los ojos y la nariz. En las orejas debería haber un punto central pálido que puede no ser evidente en el caso de los colores más claros.

Las patas tendrán unas franjas discontinuas en forma de brazalete. La parte posterior de las patas traseras será monocolor. La cola debería tener varios anillos oscuros completos que deberían comenzar en el nacimiento de la cola, teniendo ésta una punta monocolor. El tono del cuerpo (si es diferente) mostrará uno de los patrones tabby ya comentados. Se dispone de ejemplares Tabby Point en cualquiera de los diez tipos unicolores.

Tortie Point. En este patrón de coloración el color de base consta de manchas  dispuestas al azar o entremezcladas con rojo o crema. No es necesario que las manchas sean homogéneas, pero los points deben mostrar una cierta diferencia de color. Es aceptable un color heterogéneo en las almohadillas plantares, ya que supone ese mismo color en esa pata. Las zonas grandes de color rojo/crema pueden mostrar franjas.

El color del cuerpo debería ser igual que en el caso del patrón monocolor equivalente. No obstante, el tono diferente, si está presente, puede mostrar un manchado o mezcla de rojo/crema. Esto recibirá una penalización que no será ni mayor ni menor que en el caso del individuo monocolor equivalente. La piel de la nariz, los bordes de los ojos y las almohadillas de los pies serán del color de base rosados.

El Tortie Point puede encontrarse en siete colores: seal con tonos rojos, azul con tonalidades crema, chocolate con tonos rojos, lila con tonalidades crema, canela con tonos rojos, caramelo con tonalidades crema y leonado con tonos crema. 

Tortie Tabby Point. Este patrón también recibe el nombre de torbie. Los patrones tortie y tabby se hallan combinados: el patrón tabby de base tiene manchas o está entremezclado con el color rojo o el crema. La piel de la nariz, los bordes de los ojos y las almohadillas de los pies son de los colores adecuados respecto a los points rosados. Las orejas pueden mostrar un cierto moteado. Los colores en los que podemos encontrar ejemplares tortie tabby point son los mismos siete que en el caso del tortie point. 

Si deseas saber más sobre el Siamés te recomendamos la publicación de la editorial Hispano Europea Gato Siamés:

Gato Siamés - Editorial Hispano Europea