Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para asegurarte una mejor experiencia. Al usar nuestro servicio, aceptas el uso de las mismas. Pulsa para ver más información sobre las cookies.

Close¿Tienes mascotas?

¡Comparte sus fotos!

Regístrate ya

0 productos

Comprar

Regístrate gratis Accede a tu cuenta

Inicio » Artículos » Artículos sobre Gatos » Artículos de Salud y Alimentación de Gatos » Cirugía en gatos – El post operatorio

Cirugía en gatos – El post operatorio Comentar (13)

Cirugía en gatos – El post operatorioEs más que probable que durante el transcurso de la vida de un gato, antes o después haya que intervenir con cirugía.
En estos casos, al igual que si nos fueran a operar a nosotros mismos, sufriremos los nervios previos y el temor a que algo no funcione correctamente. Transcurrida la operación, deberemos ocuparnos de proporcionar a nuestro gato un correcto post operatorio. Además de las indicaciones especificadas por nuestro veterinario, emplearemos con el paciente, toda nuestra paciencia y cariño.

La Anestesia

Por lo general, la anestesia en animales no comporta un riesgo excepcional, podría compararse con la que se asume en las intervenciones con humanos. Los despertares tras la operación variarán en función de la anestesia empleada, el tipo de intervención y la propia constitución del gato.

Las primeras horas

Durante las primeras 24 o 48 horas, dependiendo del tipo de intervención, deberemos prestar mucha atención al comportamiento de nuestro gato. Poco a poco empezará  a  moverse y a caminar con normalidad. Procuraremos que beba pequeñas cantidades de agua, hasta comprobar que no le producen vómitos. Una vez acepte bien el liquido, puede empezar a comer algo.
Si se presentase algún problema motriz, así como vómitos o diarrea, habrá que contactar de inmediato con nuestro veterinario.

Curas y medicación

Normalmente, después de la operación deberemos administrar a nuestro gato los medicamentos prescritos por el veterinario. En cuanto a las curas, si no presentan demasiada dificultad, se pueden practicar en casa, siguiendo estrictamente  el consejo de nuestro veterinario.

Si éstas presentasen un carácter más grave, deberemos acudir a la clínica donde las curas las efectuará el veterinario. Aproximadamente sobre los  10 /12 días se extraerán los puntos. Dependiendo de donde se encuentre la herida, será necesario el uso de un collar isabelino que impedirá  que el animal llegue hasta el vendaje y se pueda hurgar en la herida.


Últimos Comentarios sobre este artículo (13)



Comentar este artículo

Tienes que estar registrado para participar en esta sección.
- Si ya eres miembro de mundoAnimalia, identifícate
- Si aún no te has registrado, Regístrate gratis

Otros artículos relacionados

  • Antiparasitarios: todo lo que necesitas para evitar problemas

    Con la primavera, los problemas con los parásitos crecen. Si bien desde aquí recomendamos que protejáis a vuestra mascota todo el año, cierto es que ahora crecen las alarmas, así que vamos a explicaros

  • Cuidado con la oruga procesionaria

    Cada primavera significa una amenaza para las mascotas más curiosas. Un encuentro desafortunado con la oruga procesionaria del pino puede ser fatal. ¿Qué es exactamente este insecto? ¿Qué efectos provoca? Aquí os explicamos un poco más sobre el tema

  • Consejos para que un gato de interior coma sano

    Bien sabido es que un gato de interior tiende al sobrepeso, y que el sobrepeso acarrea problemas de salud; por ese motivo, desde aquí te proponemos un par de consejos para evitar la obesidad de tu mascota.

  • Las bolas de pelo en los gatos (tricobezoares)

    Durante su aseo, el gato ingiere mucho pelo muerto, que se mezcla con comida y moco, se va compactando cada vez más y acaba por acumularse en el aparato digestivo.

cancelar

Insertar imagen

Selecciona la parte de la imagen que deseas para crear la miniatura:

Así quedará tu foto en los listados de MundoAnimalia: